Seguimos con la publicación de fotografías -en este caso retratos- de Liliana Toro Adelsohn (Bogotá, 1958), comunicadora y fotógrafa bogotana, quien fue una de las primeras reporteras gráficas en Colombia*. Tenemos el privilegio de presentar en quintopiso.net parte del amplio portafolio de trabajo periodístico que nos muestra su talento y visión particular, explicado en sus propias palabras. Hoy presentamos los retratos del pintor Enrique Grau y el comandante del M-19 Carlos Pizarro-Leongómez. QP

Liliana Toro, Reportera Gráfica

Historia de una fotografía (2)

Enrique Grau, Pintor

Panamá, 1920 – Bogotá, 2004

Artista plástico. Pintor, dibujante, escenógrafo y escultor cartagenero. Estudió en Art Students League en Nueva York y en la Academia de San Marcos de Florencia. Tuvo dos grandes periodos que definen su obra: el primero, de exploración, con influencia expresionista, cubista y geométrica, hasta 1960 y el segundo y más conocido, de carácter figurativo, con personajes rotundos y temáticas de la vida costeña y también de su naturaleza circundante (son muy conocidas sus series de Mariamulatas -pájaros- e iguanas), a partir de 1960. Formó parte, junto a Alejandro Obregón, Fernando Botero, Ramírez Villamizar, Felisa Bursztyn, Wiedemann entre otros, de la selección de ‘Nuevos artistas colombianos’ hecha por la influyente crítica de arte argentina Marta Traba a mediados de los 60 y que dominó la escena artística de las últimas cuatro décadas del siglo XX. QP

Mi retrato de Enrique Grau

Gran pintor costeño. Otra misión del director Fernando Garavito en la Revista Cromos.

El reconocido artista plástico Enrique Grau, visto por la lente de Liliana Toro.

Garavito me avisó que había que tomarle unas fotos al maestro Grau en su casa en la calle 95, abajito de la séptima, y que fuera a la hora en punto porque el maestro tenía unos exámenes en la Clínica Santafé; me advirtió que ‘en punto’ porque salía de su casa a las 7 de la noche y lo recogían para irse a sus exámenes. Llegué 5 minutos antes por problemas de transporte, aceleradísima y angustiada de no poder lograr una buena foto ¡Dios mío! 

Entré y le dije al maestro que me llevara a su estudio; allí había un cuadro de él -autorretrato- y se me ocurrió en cuestión de segundos, pedirle -si la tenía-, la misma ropa del cuadro, y hacerle un retrato con su obra de fondo. El maestro Grau, muy querido, salió para su cuarto y trajo lo que yo le había pedido, se lo puso y posó para mí. Se logró en cinco minutos hacer una súper foto que es otro de los retratos que considero bien logrados, y que tengo en mi corazón. 

Esta foto fue tomada con luz natural, como casi todas mis fotos. Los mejores retratos que he realizado han sido resueltos con ideas y soluciones prácticas y sin tanta preparación previa. Los  retratados, cuando uno tiene las ideas claras, suelen colaborar con entusiasmo.

También el puede interesar: Portadas del Covid-19 (3) Crisis económica y desempleo

~~~~~~~~~~~~~~~~

Carlos Pizarro Leongómez

Cartagena, 1951 – Bogotá, 1990

Político. Fue comandante de la amnistiada guerrilla nacionalista M-19, creada a raíz del fraude electoral que impidió que el general Rojas Pinilla fuera elegido presidente en 1974. Pactó en 1989, con el entonces presidente Virgilio Barco, la dejación de armas y se integraron a la escena política colombiana, como partido en la legalidad. Siendo candidato presidencial, luego del asesinato de Luis Carlos Galán a manos del narcotráfico, sorprendió por la gran acogida popular que tuvo y que lo perfilaba como seguro presidente, por su gran carisma y cercanía con la gente. Fue asesinado por un sicario cuando subía a un avión, estando en plena campaña electoral. Estuvo en la cárcel junto con otros dirigentes del M-19 desde 1979 hasta la amnistía otorgada por Belisario Betancur en 1982. QP

~~~~~~~~~~~~~~~~~

~~~~~~~~~~~~~~~~

Mi retrato de Carlos Pizarro Leongómez 

“El comandante papito”-así solían llamar las compañeras periodistas al Comandante del M-19, por su evidente atractivo varonil.

Carlos Pizarro Leongómez, Comandante del M-19, saliendo de la cárcel La PIcota en Bogotá, 1982. Foto: Liliana Toro.

El 4 de diciembre de 1982, siendo reportera en el CIEP, la noticia era la libertad de la plana mayor del Movimiento 19 de abril, M-19; yo llevaba 9 meses de reportera y me tocó desde muy temprano hacer guardia en la cárcel La Picota, en las afueras de Bogotá. 

Como al medio día convencí a un guardia que me dejara subir al techo de la garita de vigilancia. Al rato de subirme a la garita de la entrada de la Picota, empezaron a salir uno por uno los integrantes del M, como se hacían llamar. El primero fué Toledo Plata uno de sus máximos ideólogos, luego salió Rosemberg Pabón, famoso por haber liderado la toma de la Embajada de República Dominicana, y por último el Comandante Papito, Carlos Pizarro Leongómez. Muchas personas los estaban esperando y el desorden fue grande. Por fortuna, yo estaba en un lugar privilegiado.

Te interesa publicar en nuestro sitio? Sigue este link: https://quintopiso.net/colaboradores/

Las condiciones en las que se toman algunas fotografías no siempre son las mejores y es por eso que hay que rebuscarse para obtener el mejor ángulo. No todas las veces se corre con suerte, afortunadamente esta vez funcionó y logré un resultado diferente. 

*A raíz de la primera publicación de Liliana en quintopiso.net – Retrato de Otto De Greiff-, en la nota a pie de página, sobre las primeras reporteras en Colombia, hacíamos alusión a la «enigmática» Alicia Chamorro, como la primera reportera gráfica del país, de quien no se conocían ni fotos ni obra. Pues ¡oh sorpresa! Gracias a esa publicación y a través de una de nuestras lectoras, tuvimos la grata noticia de conocer un poco más acerca de Alicia y nos contactó además con su hijo. En próximas semanas estaremos haciendo una semblanza para rescatar su memoria y su legado. QP

¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬
¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬
¬¬¬¬¬¬¬¬¬¬
¬¬¬¬¬